El ejercicio ¿puede mantenernos jovenes?

El ejercicio ¿puede mantenernos jovenes?
Por GRETCHEN REYNOLDS

Este articulo salio en la sección Salud del New York Times el dia Viernes, 04 de marzo 2011 y aqui lo comparto con Ud:

“Todos sabemos que la actividad física es beneficiosa en innumerables formas, pero aún así, el Dr. Mark Tarnopolsky, un profesor de pediatría en la Universidad McMaster en Hamilton, Ontario, se sorprendió al descubrir que el ejercicio mantuvo a una cepa de ratones sin que su pelo se convierta en gris prematuramente. Sin embargo, el pelo brillante era el menor de sus beneficios.

Mark Tarnopolsky 

De hecho, una alentadora nueva investigación publicada la semana pasada en Las Actas de la Academia Nacional de Ciencias, decia que el ejercicio reduce o elimina casi todos los efectos perjudiciales del envejecimiento en ratones que habían sido programados genéticamente para envejecer a un ritmo acelerado.

En el experimento, el Dr. Tarnopolsky y sus colegas utilizaron ratones de laboratorio que llevan una mutación genética que afecta la forma en que sus cuerpos reparan el mal funcionamiento mitocondrias, que son pequeños orgánulos dentro de las células. Las mitocondrias combinan oxígeno y nutrientes para crear combustible para las células – pues son los generadores de energía celular.

Las Mitocondrias tienen su propio ADN, distinto del propio material genético de la célula, y se multiplican por sí mismos. Pero en el proceso, las mitocondrias pueden acumular pequeñas mutaciones genéticas, que en circunstancias normales son corregidos por los sistemas de reparación especializada dentro de la célula. Con el tiempo, a medida que envejecemos, el número de mutaciones comienza a superar la capacidad del sistema para hacer reparaciones, y las mitocondrias comienzan a funcionar mal y ha morir.

Muchos científicos consideran que la pérdida de las mitocondrias sanas son una causa importante del envejecimiento en los mamíferos. Como las mitocondrias residentes fallan, las células de combustible se marchitan y mueren, los músculos se contraen, el cerebro pierde celulas, el pelo se cae o encanece, y pronto estamos, viejos.

A los ratones que el Dr. Tarnopolsky y sus colegas utilizaron, les faltaba el principal mecanismo de reparación mitocondrial, por lo que desarrollaron un mal funcionamiento mitocondrial temprano en sus vidas, a los 3 meses de edad, el equivalente humano de 20 años de edad. En el momento en que llegaron a 8 meses, o sus 60 años en términos humanos, los animales eran extremadamente frágiles y decrépitos, con músculos delgados, los cerebros encogidos, con agrandamiento del corazón, piel arrugada, canosos, y gónadas desiguales. Apáticos, estos ratones apenas se movian en torno a sus jaulas. Todos murieron antes de llegar a un año de edad. Excepto los ratones que hacian ejercicios.

A la mitad de los ratones se les hizó correr en una rueda durante 45 minutos tres veces a la semana, a partir de los 3 meses. Estos ratones corredores fueron obligados a mantener un ritmo bastante rápido. El Dr. Tarnopolsky, dijo: “Se trataba de hacer como una persona que corre 10 km en 55 minutos. Los ratones siguieron este régimen de cinco meses. A los 8 meses, cuando sus compañeros de laboratorio sedentarios ya eran calvos, frágiles y comenzaron a morir, las ratas corredoras aún eran jovenes. Tenían pelaje oscuro y brillante, habían mantenido la casi totalidad de su masa muscular y el volumen de su cerebro. Sus gónadas eran normales, al igual que sus corazones.

Pero quizás lo más notable, aunque todavía albergaban la mutación que debería haber afectado la reparación mitocondrial, es que tenían más mitocondrias y muchas menos con las mutaciones que los ratones sedentarios tenían. En un año, ninguno de los ratones que se ejercitaban habían muerto de causas naturales. (Algunos se sacrificaron para comparar su salud celular con la de los ratones que no ejercitaban, todos ellos, a esa edad, ya muertos.)

Los investigadores se sorprendieron por la magnitud del impacto que el ejercicio había tenido en el proceso de envejecimiento de los animales. El doctor Tarnopolsky y sus colegas esperaban encontrar que el ejercicio afectaría la salud de las mitocondrias, tambien afectaría los músculos, el corazón, ya que investigaciones anteriores habían mostrado este efecto. Pero no habían esperado que afectara a todos los tejidos y el sistema corporal.

Cómo el ejercicio altera el proceso de envejecimiento sigue siendo desconocido. En este experimento, el correr produjo un aumento en la producción de una proteína conocida como PGC-1 alfa, que regula genes implicados en la creación de metabolismo y la energía, incluyendo la función mitocondrial. Tambien provocó la reparación del mal funcionamiento de las mitocondrias a través de un mecanismo fuera de las vías de reparación conocidos, pues sus mitocondrias fueron reparadas.

El Dr. Tarnopolsky está supervisando una serie de experimentos que espera ayudarán a dilucidar los mecanismos fisiológicos específicos. Pero por ahora, dijo, la lección del experimento es inequívoca. “El ejercicio altera el curso del envejecimiento”, dijo.

Estudios en seres de edad han demostrado que el levantamiento de pesas tambien puede mejorar la salud de las mitocondrias, dijo, como tambien lo hace el ejercicio de resistencia. Aunque es probable que haya una cantidad ó un umbral de ejercicio que es necesario realizar el Dr. Tarnopolsky, dijo, “cualquier cosa es mejor que nada.” Si usted no ha estado activo en el pasado, puede empezar a caminar 5 minutos al día y luego ir aumentando su nivel de actividad.

Los beneficios potenciales son atractivos incluso para los jóvenes. Estudiantes de posgrado estaban muy interesados en que los ratones conservan las gónadas de los animales robustos. Los testículos y ovarios no se había reducido, a diferencia de lo que pasaba con los ratones sedentarios.

Raton Deportista y sedentario (der)
Espectativa de vida en el mundo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: